Juglar y brujo.

Realmente sientes la necesidad de leerme?
Tengo la seguridad de que si sigo mirando por la ventanilla algo voy a ver, algo más que el amargo ecosistema de este lado del vidrio, bocas que bailan y bailaran el resto del viaje en murmullos y quejidos, historias de luchas y mujeres, el pan, el vino y el karma.
Un beso a la deriva me adormece y calma, como hipnosis y morfina, un castillo al pasar me convierte en juglar, una hoguera en brujo, un perfume en placer y un brillo en daga.
Acoplo a mis textos países, nombres e imágenes, los revuelvo y los hago amigos, puedo jugar a hacerlos felices, puedo llevarlos a volar conmigo, como la noche que volaste entre mis brazos, la noche que quisiste conocer lo que había más allá de la estrella que reclamaste tuya, la noche que viste mis alas brillar y acariciaste una sonrisa, la noche que acabas de recordar, otra noche que nunca existió.


Will.-

1 comentario:

  1. Leerte y saborear tus textos es un placer como siempre negrito ^^

    ResponderEliminar