Tibia gota de paz.

Sentado en un andén, andén viejo, andén vacío, vacío y solitario espero un tren que me lleve a ningún lugar, con el mal sabor de boca que dejó un espacio resignado; a los lados una extraña nada trae calma, al frente, más allá de los rieles, nadie mira, nadie habla.
Pienso en una decisión, siento el peso de una mochila que en mi espalda reposa, veo un zorro  asomarse a ver qué pasa, pero no hay mucho que ver en este corso funerario.
Una estación sin bancos, el cemento nos hace de asiento, es una estación sin techo, se robaron hasta lo raso del cielo.
Parpadeo viendo el viento que no todos ven, me estremezco por culpa de una ráfaga fría y vuelvo a parpadear, una, dos, tres y seis son los que no paran, que hacen luces y que amagan, suena su bocina escandalosa pero siguen, te dejan ahí, sentado como nada.
Un relámpago a estribor ilumina mi perfil, un crujido lo sucede y otro, otro tren sigue sin mirar; me levanto arrimándome a kas vías, nada por aquí, nada por allá, saco las manos de los bolsillos, miro las marcas del pincel, leo líneas o renglones, veo una pequeña gota que me inunda de tolerancia, esa que no siempre supe tener, una tibia gota de lluvia, tan simple que parece, desencadena un loco proceso al que decido llamar pasión, es motor de este texto escrito en viaje, esa gota, que tanta simpleza logra aparentar, es revolución neuronal.

Es bueno estar de vuelta, es bueno haber tenido un tiempo, es bueno haber leido, que me hayan preguntado, que se hayan preocupado, que me hayan llamado, mandado mensajes y mandado mensajes a otros para saber de mi situación, valoro todo eso como la primera vez, brindo por todos los que antes del escritor, corrieron a ver al hombre, gracias de mi parte, de parte de el hombre, de parte de mis letras.


Nos encontramos de nuevo en breve buena semana a todos, que la disfruten, mucha suerte, buenas vibras..


Will.-

2 comentarios:

  1. Bienvenido nuevamente :)

    ResponderEliminar
  2. jajaja... viste pibe... volviste yo sabia que esto no iba a durar mucho me alegra mucho volver a leerte,es bien saint...
    me gusto negro

    un abrazo... PATO

    ResponderEliminar